Una de cal y otra de arena con las preferentes

Una de cal y otra de arena con las preferentes

Bankia deberá reintegrar tres millones a una sociedad que invirtió en preferentes por no advertirle del riesgo de este producto. Así lo ha dictaminado la Audiencia Provincial de Madrid al considerar acreditado que vulneró el deber de información al no comunicar a sus clientes los riesgos vinculados a dicho producto. Un gran paso que demuestra la veracidad de las acusaciones de los damnificados por las preferentes.

Sin embargo, no todo son buenas noticias porque la justicia tumbó el pasado 22 de febrero la macrodemanda de Adicae, la mayor demanda colectiva contra la venta de preferentes de Caja Madrid 2009 en cuanto a la devolución de las inversiones se refiere. Se ha desestimado la petición para devolver el dinero de las preferentes a más de 3000  afectados, al menos parcialmente, ya que queda abierta la posibilidad de que reclamen mediante litigios individuales por error en elconsentimientos.

Una de Cal y otra de Arena, así parece ir todo este tema, dando pequeños pasitos hacia delante y alguno que otro también hacia atrás.

Cada una de las familias que invirtieron sus ahorros en Preferentes han sido víctimas de estafa y todas y cada una de ellas tienen circunstancias personales que hacen que su caso sea único. Hablemos por ejemplo de María Amparo Torregrosa, una señora de 67 años que ya tuvo que luchar porque el Gobierno Español reconociera sus años trabajados en el extranjero a fin de poder percibir una pensión digna. Fueron los abogados de pensiondejubilacion.es los que la ayudaron a conseguirlo porque el Estado no ofrece la información necesaria para que una persona, por su cuenta, pueda esclarecer todo el entramado burocrático que debe realizar.

Torregrosa llegó a pensar que tendría que vivir con la pensión mínima, que no le alcanzaba ni para pagar los gastos de la casa, y tras pasar por ese calvario y poder respirar libremente se encuentra con que ha perdido todos sus ahorros por culpa de las preferentes y, de nuevo, tiene que dejar su futuro en manos de los abogados expertos en participaciones preferentes de Durán & Durán. “¿Cuándo se va a acabar todo esto”, pregunta la mujer cansada, y nadie tiene respuesta.

Como ella, cientos de pensionistas, familias y trabajadores, perdieron sus ahorros confiando en los bancos, un error que la mayoría asegura no volver a cometer, y ahora se ven teniendo que invertir un dinero que no tienen en conseguir que la justicia dictamine a su favor y se les devuelva lo que es suyo.

De hecho, los afectados que demandaban conjuntamente con Adicae pagaron, cada uno, alrededor de 30.000 euros, un dinero que ahora han perdido, y aunque contra la demanda cabe recurso de apelación en el plazo de veinte días ante la Audiencia Provincial de Madrid, muchos afectados están a punto de tirar la toalla por miedo a seguir perdiendo el poco dinero que les queda.

La Salud también se ve afectada

Pero no es sólo la economía de las víctimas de esta estafa lo que se ve afectado, también su salud se resiente. Expertos de varias universidades aseguran en un estudio que las preferentes y las hipotecas multidivisa constituyeron un riesgo para la salud pública. Entre otros daños, las víctimas sufrieron problemas psicológicos, dificultades para dormir y un deterioro general en su calidad de vida.

Uno de los resultados más notables del estudio señala que el 63% de las personas que adquirieron participaciones preferentes y no habían recibido compensación económica declararon tener mala salud física, en comparación con el 32% de la media de la población española de la misma edad. Además, el 88% de las personas titulares de hipotecas multidivisa reconocieron tener necesidad de atención psicológica, comparado con el 22 % de la media de la población general.